Metiendole las almorranas para dentro